A A+ A-
Avanzada
Instagram Twitter Facebook Youtube Noticias RSS
Ministerio de Cultura y Juventud

Fecha de última actualización: 18/07/2014

Premio Magón

 

Manuel González Zeledón (Magón) (San José, Costa Rica, 24 de diciembre 1864 - San José, Costa Rica, 29 de mayo de 1936, escritor costarricense, promotor de la cultura y literatura del país.

En 1932 se le dio el puesto de embajador de Costa Rica en Washington, y lo fue hasta 1936 año en el que fallece.

En 1953 la Asamblea Legislativa le da al título de Benemérito de la Patria designando a Magón como Benemérito de las Letra Patrias.

 

 

 

Listado de premiados

 

 

 

Fotografía

Nombre

Año

Descripción

Imagen asociada

José Basileo Acuña 

 

   

 

 

1983 

José Basileo Acuña, el poeta que fue a la guerra, es una de las personalidades más profundas que han nacido en Costa Rica. No solo poseedor de una vasta cultura, que se manifestó en sus escritos sobre filosofía, teosofía, estética, educación, psicología, historia y religión, sino también creador, poeta, dramaturgo, narrador y traductor. Todo esto aunado a un espíritu que, en el decir y en el actuar, privilegió la dignidad humana, los beneficios del esfuerzo, los aciertos de la reflexión.

Imagen asociada

Alberto Cañas 

 

   

 

 

1976

Él y sus labores han sido condición necesaria en la constitución de la Costa Rica política y cultural que viene desde los años cuarentas y llega a nuestros días. Y allí entran sus triunfos y fracasos.

Imagen asociada

Alfonso Chase 

 

   

 

 

1999

De sus méritos, podemos estar muy seguros. No podemos decir lo mismo de su fecha de nacimiento: parece que fue un 19 de octubre en la ciudad de Cartago, pero no se puede precisar si ocurrió en 1944 ó 1945; la segunda de las fechas es la que más aparece en las fichas biográficas que acompañan sus libros...

Imagen asociada

Alfredo Cardona 

 

   

 

 

1985

Versátil, geniecillo en la rima, duende en el verso libre, tan temerario como para hacer un poema de cualquier cosa, artesano increíble de ese material que es la palabra, de su música y de su sentido. Cardona Peña fue poeta en un país de poetas, el de Sor Juana, López Velarde, Paz, Sabines.

Imagen asociada

Arnoldo Herrera 

 

   

 

 

1991

Hacer materia de estas palabras, ejemplo cotidiano en niños, niñas y adolescentes, fue la labor de Arnoldo Herrera González durante 43 años de esfuerzo, de paciencia, de no pocas delicias y batallas, de reinvento pedagógico como director fundador del Castella.

Imagen asociada

Arturo Aguero 

 

   

 

 

1984

Gente seria, don Arturo escribió sus versos con otro nombre; y no por vergüenza, sino porque el suyo propio sonaba como a calles y avenidas, y aquí quería sentirse como entre los trillos en las fincas, paseador sobre la embarrialada ruta del ganado.

Imagen asociada

Benjamín Gutiérrez 

 

   

 

 

2000

Por su talento y comportamiento el maestro ha sabido hacer la diferencia. Sus maneras, digamos decimonónicas, digamos neorrománticas, como lo fueron las de su querido Johannes Brahms, contrastan con el más contemporáneo, por no decir moderno, de sus colegas y alumnos.

Imagen asociada

Carlos Aguilar Piedra 

 

   

 

 

2004

La obra académica y profesional del profesor Carlos H. Aguilar Piedra es impresionantemente diversa y profunda. Los esfuerzos extraordinarios que el profesor Aguilar ha realizado en su vida profesional, han estado siempre matizados por su compromiso con la protección, la conservación y el conocimiento del patrimonio arqueológico costarricense y centroamericano.

Imagen asociada

Carlos Fallas 

 

   

 

 

1965

Mientras vivió, las pasiones políticas dividieron a los lectores de sus novelas en dos grupos, claramente diferenciados: admiradores, que las apreciaban por la denuncia presente en ellas, y detractores, que las descalificaban por la misma razón. En ambos casos se vio el equipaje que acompañaba al autor, el líder sindical y comunista Carlos Luis Fallas, antes que la riqueza de sus escritos.

Imagen asociada

Carlos Luis Saenz 

 

   

 

 

1966

Si hemos de denominar a una cierta literatura como "infantil" porque tiene a los niños como público primordial, hemos de hacer un espacio privilegiado para Carlos Luis Sáenz; no solo ha sido el mejor de nuestros poetas infantiles, el de obra más vasta y constante, sino que además cultivó felizmente el cuento y el teatro.

Imagen asociada

Carlos Meléndez 

 

   

 

 

1993

entroamericanista convencido, filósofo entre líneas, herediano poro a poro y académico brillante, Carlos Meléndez Chaverri nos dejó una treintena de libros, un centenar de artículos en revistas especializadas, incontables y reveladores textos periodísticos y una muestra de las posibilidades de la historia en la constitución de una identidad costarricense y centroamericana más cercana a los hechos.

Imagen asociada

Carlos Salazar 

 

   

 

 

1964

Nuestro cuentista recurrió a su tierra, a las gentes que en ella encontraba, y las retrató con cariño y dureza, tanto en el relato como en el grabado y el dibujo. Pocos cuentistas y artistas costarricenses como el tierno, lacónico y estilizado Salazar Herrera.

Imagen asociada

Carlos Vargas 

 

   

 

 

1994

Pianista y organista, compositor y notable director de orquesta, amén de ingenioso arreglista y, muy especialmente, uno de los mayores eruditos de la música que ha nacido en suelo costarricense. El Magón premiaba al mismo tiempo el mérito artístico y la importancia histórica.

Imagen asociada

Carmen Naranjo 

 

   

 

 

1986

Desde los años sesentas hasta la fecha las novelas, relatos, poemas y ensayos de Carmen Naranjo invitan a la reflexión sobre la cotidianidad costarricense, a salir del marasmo a que nos puede someter el apurado trajín urbano; al encuentro frontal con la mediocridad y el anonimato vital.

Imagen asociada

Daniel Gallegos 

 

   

 

 

1998

Repetidas veces Daniel Gallegos salió de Costa Rica, conoció del mundo y de sus artes, estuvo en grandes escenarios, compartió aulas con excepcionales maestros, pero los imperativos de la sangre le hicieron regresar. De haberse quedado en Nueva York, en México, en Londres, es probable que su obra habría alcanzado en Norteamérica y en Europa el prestigio y la importancia que tiene en su patria.

Imagen asociada

Dinorah Bolandi 

 

   

 

 

1990

Dinorah Bolandi, pintora, dibujante y maestra, parece no encajar en nuestro pequeño medio artístico. Primero porque prefiere hacer su arte antes que exhibirse en las inauguraciones y colocar los cimientos que sostengan su nombre, perenne. Prefiere hacer, y el decir solo cuando es pertinente. Y su hacer, además, no suele mostrarlo. Hace para sí, sin mucho cacareo.

Imagen asociada

Eugenio Rodríguez Vega 

 

   

 

 

En su carrera destacó como miembro del Centro para el Estudio de los Problemas Nacionales. Fue cofundador del partido Social Demócrata y Director de la Revista Surcos así como de otras publicaciones culturales y políticas

Imagen asociada

Fabián Dobles 

 

   

 

 

1968

Perteneciente a la emblemática Generación del Cuarenta, dirigió su transparente mirada a las luchas y faenas del campesinado, hombres y mujeres tozudos y sencillos que forjaron la patria desde abajo, abriendo montaña virgen: Dobles escribió su épica humana. Se ha dicho que es el geógrafo del espíritu costarricense, y él lo recorrió en paisajes y personajes de raigambre autóctona y de aliento universal.

Imagen asociada

Fernando Centeno 

 

   

 

 

1989

La vida de Fernando Centeno Güell es un ejemplo sin intersticios, sin fugas, sin contradicciones, de esas raras existencias. En 1940 emprendió la aventura de crear y sostener una Escuela de Educación Especial que acercara más a Costa Rica al país del cual presumimos: uno donde todos, sin importar su condición social, física o, incluso, mental, pueda educarse y abrirse un espacio, crecer. Un país donde todos seamos iguales, al mismo tiempo que especiales.

Imagen asociada

Francisco Amighetti 

 

   

 

 

1970

Contemplativo y ardiente, tal vez esa dualidad como hielo que quema resuma al maestro grabador más importante del país y uno de los artistas más grandes de la patria del XX, cuya propia figura, delgada y poética, surge como si él mismo la hubiese esculpido sin pausa, desde la niñez hasta su vejez gloriosa, con gubias sobre la madera: estampa fina, trazo delicado de hombre de luz blanca, voz sinuosa y lenta, que hilvanara sensualmente su pasión desbordante por la vida y el arte a lo largo de 91 años.

Imagen asociada

Francisco Zúñiga 

 

   

 

 

1973

Nacido en Costa Rica en 1912, a los 24 años se instaló definitivamente en México, donde hizo crecer hasta la gloria universal una semilla que cultivó en nuestro país, cerca de su padre, Manuel Zúñiga, que era imaginero religioso, el mejor de aquella época.

Imagen asociada

Guido Saenz 

 

   

 

 

1988

Dos veces Ministro de Cultura, una vez viceministro, y, sobre todo, la animación cultural; por ejemplo, a través de ensayos y artículos, y del programa televisivo Atisbos, durante 15 años. Por este, recibió el Premio Joaquín García Monge de Periodismo Cultural.

Imagen asociada

Hernán Peralta 

 

   

 

 

1965

Con Peralta, los estudios históricos costarricenses perdieron su inocencia: no ya la trascripción de documentos ni la descripción de eventos, tampoco las memorias casi literarias. Más bien las dos cosas, la rigurosidad en la presentación de los datos y la imaginación para explicarlos: la interpretación histórica, finalmente.

Imagen asociada

Hilda Chen 

 

   

 

 

2003

Ha sido baluarte en la difusión y desarrollo de las relaciones interculturales; como puente entre Oriente y Occidente ha dado a conocer en nuestro contexto la herencia real y simbólica de esas culturas, por medio de traducciones y de la enseñanza del sánscrito.

Imagen asociada

Premios Magón 

 

   

 

 

Listado de premiados

Imagen asociada

Isaac Azofeifa 

 

   

 

 

1980

De hidalga estirpe campesina -nacido en Santo Domingo de Heredia en 1909-, su obra refleja una fina sensibilidad contemplativa pero apasionada, que alterna el vuelo lírico con su conciencia social. Estilísticamente evolucionó desde el modernismo, sorbiendo de las vanguardias y del postmodernismo hasta conformar su propio verbo.

Imagen asociada

Joaquín Gutiérrez 

 

   

 

 

1975

Trotamundos, ajedrecista consumado, cronista de guerra, traductor -incluso de Shakespeare, con muy buen tino-, fabulador de magníficas novelas, cuentos y poemas, perteneció a la legendaria generación de escritores de 1940, que en el país alumbraron los mejores frutos literarios del siglo XX.

Imagen asociada

Jorge Charpentier 

 

   

 

 

1997

Es considerado nuestro poeta de la soledad. Y el más fértil representante de la generación del rompimiento, emergente en la poesía costarricense de los años cincuentas. Ese que escribió una vez y volvería escribir: "Soy sacrílego amante / que se desnuda ausente / sin celdas virginales".

Imagen asociada

Jose Marín 

 

   

 

 

1967

Mito de la literatura costarricense, a pesar de sí. Narrador osado, ambicioso, estilista agudo, periodista con más imaginación de la cuenta. José Marín Cañas: narrador de las miserias de un siglo contradictorio; testigo de la aridez, la cual testimonió, de medio lado, escéptico, en una corta e inolvidable novelística.

Imagen asociada

Juan Rafael Chacón 

 

   

 

 

1971

juan_rafael_chacon_1971

Imagen asociada

Juan Sánchez 

 

   

 

 

1982

El Indio formó parte de esa generación excepcional en la que estaban Paco Zúñiga, Juan Rafael Chacón, Quico Quirós, Manuel de la Cruz González, entre otros, quienes hicieron de las exposiciones del Diario de Costa Rica su presentación en sociedad. Entre todos, quizás fue el que hizo más radical eso de "nueva sensibilidad", con sus superficies planas y sus aristas, en las cuales se hizo patente su aprecio por la escultura precolombina.

Imagen asociada

Julián Marchena 

 

   

 

 

1963

Julián Marchena mereció el Premio Magón en 1963, el segundo que se entregó y el primero a un poeta costarricense.

Imagen asociada

Julieta Pinto 

 

   

 

 

1996

Julieta Pinto se pasó calladamente una primera etapa de juventud despierta hacia el prójimo. Cosecha de experiencias y de visiones que al traspasar el umbral de los cuarenta años, y a manera de una segunda juventud, ella transformaría en escritura, convirtiéndose en una de las pioneras en la historia de la literatura costarricense escrita por mujeres.

Imagen asociada

León Pacheco 

 

   

 

 

1972

Durante seis décadas Pacheco enriqueció la literatura, el periodismo y el ensayo costarricense con críticas agudas, con apasionadas y apasionantes disertaciones, con incontables dardos que tuvieron por objetivos nuestra cultura y política. "Nuestra", valga la aclaración, en tanto costarricenses, latinoamericanos y habitantes del mundo.

Imagen asociada

Lilia Ramos 

 

   

 

 

1978

Su léxico era vasto, lo demostró en sus relatos y ensayos. A esta mujer noble, desprendida, generosa, se le reconoció con el Premio Magón en 1978, valga decir que por primera vez a una mujer, por fin. Un Magón a una vida dedicada a propiciar las potencialidades ajenas. Consagrada a la infancia y a la literatura que le educa y entretiene. Y al ensayo agudo, un aporte tanto para la literatura como para la pedagogía y la psicología.

Imagen asociada

Lola Fernández 

 

   

 

 

1995

Precursora, fiel a sí misma, insobornable, reacia a figurar banalmente. Esa es la pintora Lola Fernández, una mujer que crea desde muy joven un arte muy suyo que no prodiga demasiado hacia los ojos ajenos.

Imagen asociada

Luis Ferrero 

 

   

 

 

1987

La vastísima obra de Luis Ferrero representa una especie de puente entre dos mitologías. Una mitología es la de la patria heroica de la primera mitad del siglo XX, la de maestros como Joaquín García Monge y Ricardo Fernández Guardia, con los cuales el joven Ferrero compartió charlas y de quienes tomó el ejemplo.

Imagen asociada

Luis González 

 

   

 

 

1969

Don Luis Felipe no fue "un hombre de mentalidad administrativa, sino un forcejeador incansable para abrir nuevos rumbos", resume Láscaris con sentimiento.Pensador y artífice de nuestra educación, historiador de nuestra historia cultural, González Flores nació el 4 de junio de 1882. Desde 1904 empezó a trabajar en docencia, en el Colegio San Agustín en Heredia.

Imagen asociada

María Eugenia Bozzoli 

 

   

 

 

2001

En la larga carrera de esta antropóloga tan querida y respetada se ha conjugado, como pocas veces, la sed de conocimiento y la posibilidad de ser útil. Durante décadas, al desempeñarse como docente y funcionaria universitaria, pero especialmente en tanto investigadora y mujer de acción, la doctora Bozzoli ha hecho todo lo que esta en sus manos -y más- para rescatar simbólica y materialmente nuestras maltratadas comunidades indígenas. Lograr un país diverso. Costa Rica multicolor.

Imagen asociada

Manuel de la Cruz 

 

   

 

 

1981

Manuel de la Cruz González fue en Costa Rica un fenómeno artístico excepcional: con Francisco "Paco" Zúñiga, quizás el artista que supo evolucionar con mayor sentido de la universalidad y la vanguardia en el siglo XX costarricense. González se convirtió en pieza fundamental de la introducción del arte abstracto en el país.

Imagen asociada

Moisés Vincenzi 

 

   

 

 

1962

El primer Magón. Y acaso uno de los que se recuerda menos, pese a la vastedad y variedad de su obra, esa que parte de la filosofía para recorrer prosa y verso, crítica y didáctica, y regresar, finalmente, a la filosofía, de la cual, de alguna manera, nunca salió. Un primer Magón para uno de nuestros menos aldeanos y más tenaces pensadores.

Imagen asociada

Néstor Zeledón 

 

   

 

 

1992

Artista camaleón, Néstor Zeledón Guzmán nunca ha estado tranquilo en un solo tono o color. Enemigo de los uniformes que se hacen uno con el uniformado, se puso un traje después de otro y, cuando cada uno le quedó bien, lo desechó para probar con el siguiente. Durante cincuenta años ha explorado con entusiasmo motivos, materiales y técnicas.

Imagen asociada

Rafael Fernández 

 

   

 

 

2002

Recorrer la vasta obra de Rafael Fernández, medio siglo de misterios, de los tonos opacos a los colores vivos, de los personajes misteriosos o grotescos a las mujeres inefables, abre la puerta a lugares comunes como "fruto del esfuerzo" o "del tesón", o afirmar respecto a su satisfacción por la obra propia que "el trabajo dignifica".

Imagen asociada

Rafael Obregón 

 

   

 

 

1979

Rafael Obregón Loría se propuso enaltecer a la patria, su hogar. Creía en la Costa Rica que le legaron sus padres, en sus posibilidades, en su gente. Y por eso, se dio a la tarea de quitar el polvo, ordenar los enseres, catalogar trastos y muebles. Conocer la casa, finalmente, y de ella hacer un relato. Hacer historia, entonces, que volviera más habitable ese hogar para quienes vinieran después

Imagen asociada

Rafael Rodríguez 

 

   

 

 

1977

Biólogo y filósofo. Artista clasificador. Transmisor de conocimientos y, principalmente, de actitudes: entusiasmo, dedicación, rigurosidad, imaginación. Sin mucho ruido pero bastantes nueces, Rafael Lucas Rodríguez iluminó, puso color, dijo palabra e hizo sin cansancio en la constitución de una biología costarricense. Fue un biólogo tenaz, un ejecutivo eficaz, un pintor delicado.

Imagen asociada

Teodorico Quirós 

 

   

 

 

1974

Esa figura fue Quico Quirós, él mismo pintor y arquitecto inquieto, quien en 1928 propuso al Diario de Costa Rica, por entonces el de mayor importancia en el país, el patrocinio de una exposición anual de artes plásticas. En tal escenario esos artistas, casi todos menores de 30 años, legitimaron su propuesta de una plástica costarricense, contraria al academicismo decimonónico.

 

Ministerio de Cultura y Juventud © 2014 Todos los derechos reservados.
Hermes Soluciones de Internet